Ricardo en el corazón

Ricardo está jodido. Tengo una sensación de irrealidad y de impotencia. Tiene un tumor cerebral que no le está dando ninguna oportunidad. Es una realidad absurda, injusta y dolorosa.

Ricardo

Dos años desde la primera manifestación y, si no ocurre un milagro, a pesar de lucha, su camino será demasiado corto.

Ricardo es un tipo especial. Todos los que hemos vivido a su lado parte de su vida lo sabemos desde siempre, no es que nos demos cuenta ahora. Ricardo, “Riqui”, es una de las personas que valen la pena. Un tipo que sana el ambiente de un grupo con su sola presencia. Un precioso ser humano que vive vestido con una sonrisa por dentro y por fuera. Una persona que sabe que amar es la respuesta a casi todos los temas importantes. Amar lo que haces, amar a la gente que tienes cerca, amar la vida.

Hace un año nos dio una última conferencia, después de no sé cuantos ciclos de quimio y radio, donde nos recordó que todo lo que había compartido durante más de 15 años, y pasado por la prueba de la enfermedad, seguía siendo válido. Riqui escribe sobre la felicidad. Imparte conferencias sobre felicidad. Sabe de la felicidad. Por alguna razón lo ha sabido siempre. De una forma intuitiva. Una especie de sabiduría ancestral. También sabe de la tristeza porque la vida tiene luces y sombras.

No puedo ni imaginarme lo que Ricardo nos podría dar si supera esta prueba. Me encantaría volver a escucharle hablando de lo que realmente importa en la vida, de las razones para valorar lo que tenemos. Estoy convencido de que esta experiencia, excesivamente larga y dura, le está haciendo más sabio y aún mejor.

La vida está siendo muy dura con Ricardo, Carol, Gabriel, Vega… A nosotros, afortunados y sin más méritos que ellos, nos queda la oportunidad de honrar aquello en lo que Ricardo cree, agradecer lo que tenemos, valorar nuestra realidad, darle sentido a lo que hacemos y recordarles que toda la familia de INFOVA les llevamos en el corazón.

Anuncios

15 pensamientos en “Ricardo en el corazón

  1. Riqui, tú ya lo sabes, te lo he dicho: de los regalos más grandes que me ha dado la vida está sin duda haberme relacionado contigo, haberte encontrado en mi camino como compañero de trabajo. Muy pronto eso ha dado un paso a un lado, y se ha transformado en un sentimiento: el sosegado descubrimiento de un hermano.

    Es algo inmediato e intuitivo. Relacionarse contigo solo se entiende desde el lado de lo humano. No cabe otra, es lo natural. Tengo imaginación, mucha, y le aseguro a quién sea que no se me ocurre que tengas ninguna relación que escape a lo que he dicho arriba. Tienes ese don. Todos te lo reconocemos. A todos nos llega, a todos nos llegas.

    Qué dicha la mía, pero qué duros tiempos, éstos. Tirando de toda la creencia que ayudaste a germinar en mí durante nuestras largas conversaciones a corazón abierto, yo abrazo irracionalmente a la confianza y a la esperanza, y dibujo en mi cara el esbozo de una sonrisa.

  2. No tengo palabras, pienso en Ricardo y lo que tengo son millones de lagrimas que me ahogan, no me dejan ni respirar pensando en todo el dolor y el calvario por el que su familia y el están pasando. Ricardo es de las personas mas especiales que conozco, desde que le conocí conectamos al instante, y siempre ha sido una persona importante en mi vida. La eterna sonrisa, el optimismo recalcitrante, el formador “medicina” capaz de mejorar el ambiente de cualquier equipo. Me siento muy afortunada de poder compartir la vida con el.

  3. Conozco a Ricardo el mismo tiempo que Gonzalo, supongo que desde el año 2000 más o menos. Lo vivido con él todos estos años ha sido maravilloso. Egoístamente la verdad es que no tengo intención de pasarlo muy mal en estos momentos (aunque va a ser imposible). Me resulta más cómodo viajar en el tiempo hasta dentro de unos años y acordarme de, o junto a, Ricardo de las cantidades ingentes de risas, reflexiones, buenos momentos y de los malos también. El paradigma de ese futuro sería alrededor de un montón de donuts que Riqui y yo hemos devorado juntos, imprudentemente eso sí, en mil ocasiones.
    Mil gracias amigo por lo vivido hasta ahora… y seguiremos viéndonos en esta vida o en la otra.

  4. Desde Quito-Ecuador uno de los mejores regalos que me ha dado la vida fue conocer a Ricardo y ser parte de esa magia especial que solo él puede irradiar. En mis oraciones y corazón al otro lado del charco por siempre Ricardo!

  5. Gran persona desde que lo conocí y me regaló su libro dedicado no he dejado de pensar en todo lo que nos dijo y de la manera de afrontar la vida de la manera de valorar las cosas y doy gracias a quien corresponda por haber tenido el inmenso placer de haberlo conocido y de haberme ayudado a abrir los ojos y a disfrutar el día a día , su libro ya lo he leído más de seis veces y siempre lo tengo a mano para recodar todo , le envió toda muy fuerza y animo que seguro que esto será un capítulo más en su vida con final
    Feliz , te quiero amigo

  6. soy carlitos el primo de ricardo,mi niño que le adoro porque siempre y digo siempre que estoy ,y estare agradecido por esa energia y aura que llena de paz,porque el mundo se para cuando estoy con el porque me hace ver,vivir y sentir los valores mas humildes,sanos y puros de lo que nos tenemos que transformar para saber ser seres humanos verdaderos y fieles a nuestra esencia, que el me ha demostrado que es infinita,porque por el se que somos los arquitectos de nuestra realidad y de que no existe nada exterior a nosotros para que evolucionemos a seres humanos de los de verdad y no lo que somos ahora,porque se gracias a mi richi que tenemos que ser mejores personas porque el es un modelo a seguir de ser un ser humano sin limites y escepcional ,te quiero mi niñooooo y te adorooooooo,en fin tu sacas la mejor version de las personas y eso no hay nada en el mundo con que pagarte todo lo que me aportas y me sumas,un super abrazo de mil amores de tu primo que te adoroooo

  7. Ricardo Gómez Rodríguez no puedo imaginar por el proceso que estás pasando… pero te puedo decir que no te rindas que luches siempre, tienes a tu lado al mejor guerrero luchando contigo esta batalla y ese guerrero es Dios, Dios te dará las fuerzas necesarias para salir adelante porque donde terminan tus fuerzas empiezan la de Dios actuar, el todo poderoso Dios te sostendrá en todo momento, yo sé que tú no te vas a rendir hasta obtener tu salud de nuevo, vamos yo sé que tú puedes y lo lograras desde la distancia te mando un fuerte abrazo 🤗 y toda mi energía positiva, en mis oraciones te llevo….

  8. Para mi Ricardo es una de las grandes personas que he conocido. En un momento duro me ha ayudado entender que las cosas se pueden mirar de varios puntos de vistas y después ya dejan de ser tan negras. Gracias Ricardo, que Dios te bendiga!

  9. Acabo de ver esto.
    No me lo puedo creer. No puedo estar mas de acuerdo con todos vosotros… Injusticia, lagrimas, recuerdo alegres, no saber que pensar ni decir.
    Mucha emoción…. como Riqui, todo emoción y pasión por la vida.

    Sigo sin creermelo.
    Todo lo mejor para todos.

  10. Conocerlo fue como sentir que lo conocía de hace mucho tiempo. La sonrisa plena y un corazón abierto a la gente, que se puede ver, sin verlo.
    ¿Qué me enseñó? Por un lado, que se puede ser un “ser maravilloso” en la tierra y por el otro, que de “chicles” está lleno el mundo, la vida, las relaciones, el trabajo; y que, no por ello, deja de ser bello vivir y que “tus chicles”, de ninguna forma pueden opacar la inmensidad de lo bueno… Espero, quisiera, tener la oportunidad de volver a tenerlo cerca, como amigo, como conferencista, o ambos…

  11. ¡Me quedo de piedra! Nunca me lo habría imaginado. Desde luego la vida es corta e injusta. Estos golpes te cambian la perspectiva. Ricardo me dejó un magnífico recuerdo el tiempo que tuve la suerte de trabajar con él en Infova. Dadle un fuerte abrazo de mi parte. Luis

  12. Ricardiño, ser especial y único, de aquellas personas cuya misión es breve pero intensa, y esencial para que el mundo funcione como debe. Marcha en paz, querido Ricardo, que tu vida es plena y única. Marcha con la satisfacción del deber cumplido.

  13. Trabajamos con vosotros en Azkar, Ricardo fue una de las claves del éxito de lo que allí hicimos y del cambio que provocó, siempre profesional, sonriendo, ayudando, orientando,.. ese tipo de personas que te dejan huella.
    Un abrazo a su familiar y amigos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s